El papel de la solidaridad

libros-cinco-heroes. Foto: Oriol de la Cruz Atencio/AIN Convocada por la Organización de Solidaridad con los Pueblos de Asia, África y América Latina (OSPAAAL) y Ediciones Tricontinental, la Casa del Alba Cultural fue el escenario escogido para la presentación, en la tarde de este viernes, de dos nuevos títulos dedicados a los cinco antiterroristas cubanos, como parte del programa de la 24 Feria Internacional del Libro de La Habana, 2015.

A cargo de Waldo Leyva, director de la institución sede, estuvieron las palabras de bienvenida a los asistentes.

Pablo Monsanto, hijo del miembro de la Dirección Nacional del Partido ANN, de Guatemala, y editor de los dos títulos presentados del sello Estrella Editorial, dió lectura a una emotiva carta de su padre dirigida a los Cinco.

Por su parte, Ricardo Alarcón, autor del prólogo de Nacieron al Mundo, primera antología de 100 canciones a los Cinco Hérores, del periodista Santiago Rony Feliú, al hacer la presentación del volumen, expresó que “Los solidarios del mundo deben estar conscientes que el papel que ellos desempeñaron fue mucho más importante que el de cualquier otro tipo de gestión.”

“Fueron muchas las contribuciones que desde todas partes del mundo llegaron que permitieron generar este movimiento”, apuntó.

Se refirió a los recursos que según la contrarrevolución de Miami “el Estado cubano dedicó a esta campaña, los millones de dólares… La verdad está bien lejos de eso”, dijo “sí hubo una campaña muy fuerte, que costó mucho trabajo levantarla paso a paso pero que se realizó porque hubo mucha gente solidaria”.

Asimismo expresó que “la lucha continúa, la batalla no ha terminado, hay que seguir y multiplicar el combate de la OSPAAAL y de todo el mundo por la liberación de otros prisioneros injustamente, algunos en cárceles del Imperio y otros en otros lugares.”

Narró cómo cuando todavía era un diplomático cubano y los Cinco compatriotas eran unos niños o adolescentes “Leonard Peltier fue encerrado injustamente en prisión en los Estados Unidos, el prisionero más antiguo, el prisionero político más antiguo y de más tiempo que ha conocido la sociedad norteamericana.

“¿Y por qué está preso Leonard Peltier?”, se preguntaba, para aclarar seguidamente que “Por defender los derechos de su pueblo, de la población aborigen norteamericana y hace falta que más allá de las barreras étnicas, porque Peltier tiene mucha solidaridad dentro del movimiento indio norteamericano pero más allá, desgraciadamente, en gran medida es un desconocido.”

Habló también en su intervención del caso del patriota boricua Óscar López Rivera, quien “a pesar de que hace ya como 20 años el presidente Clinton dijo que había sido sentenciado injusta y excesivamente, y había ordenado, había dispuesto su libertad, y si Oscar no aceptó salir de la prisión fue porque con él no hubieran salido otros compañeros independentistas puertorriqueños, todos los cuales, hace rato que terminaron sus condenas y están en sus casas. Todo el mundo en Puerto Rico, desde el gobernador hasta el último ciudadano se ha pronunciado y se pronuncia por la liberación de Óscar López Rivera.”

Recalcó que “la experiencia del movimiento de solidaridad con los Cinco nos sirve como pauta para continuar la batalla” e hizo referencia a la situación de una de las presas políticas más ignoradas por los medios: Ana Belén Montes, quien según dijo “está en prisión por haber violado las leyes norteamericana al tratar de frustrar e impedir los planes agresivos de Estados Unidos contra Cuba…. Se dice que vivimos en una nueva época, que ya no hay planes agresivos; nada justifica que esa joven continúe presa y en las condiciones tan duras de la prisión que ella ha soportado durante todo el tiempo de su detención.”

Seguidamente, al hacer uso de la palabra, Antonio Guerrero, confesó que “desde la prisión habíamos conversado o más bien  intercambiado con Rony sobre esta idea y conocíamos que iba en algún momento a salir este libro con estas cien canciones. Yo pienso que podrían ser mil,  o podían ser doscientas o trescientas porque están hechas muchas canciones. En la prisión constantemente…, René es testigo también de eso, recibíamos poemas y canciones de muchas personas de Cuba, de muchas personas del mundo, de Argentina…, de muchos lugares que no están recogidas aquí y hubiera sido imposible tener un libro que recogiera todas esas canciones.”

Dijo el héroe cubano que “esta es una obra que representa una parte de esta solidaridad, de esa obra que se creó alrededor de nuestra batalla.”

Más adelante, hacía algunas confesiones sobre su obra poética: “los poemas que nosotros escribimos cuando nos encierran en la celda de castigo (…) de repente pues yo, me da por escribir un poema; no tenía lápiz…, y así comienza la historia y después se convirtieron estos poemas que están aquí, en una manera de ser un poco más libres de lo que ya éramos, porque también lo he dicho en determinadas ocasiones que ninguno de los Cinco estuvimos nunca presos realmente, porque nos acompañaba la inocencia, en primera instancia, de que nunca íbamos a estar solos; la certeza de que incluso en aquellos años que no se sabía de la situación de nosotros, sabíamos que no habría descanso hasta que no se lograra salir de aquella situación. Entonces ahí, en medio de todo aquel aislamiento que se nos impuso, pues empezaron a salir estos poemas. Los poemas no tuvieron nunca pretensión de nada, es una de las cosas que he dicho y reiterado, la única pretensión que tenía era esa…, intercambiar entre nosotros. Le decía, Flaco (refiriéndose a René González):  tienes un poema hoy… y así íbamos venciendo aquel aislamiento, un poco con ayuda de otros presos. Son cosas que a veces nos llevaban a reflexionar, y otras a reír entre nosotros,  por las críticas que nos hacíamos.”

Expresó que todo ese sentimiento “todas estas canciones, todos los poemas, todo esto que se logró hasta el regreso de nosotros, lo resume una palabra que es CUBA, es la CUBA que queremos, la CUBA que construimos bajo la guía de Fidel, la que es capaz de sumar tantos amigos, las causas en las que se envuelve nuestro país.”

También se refirió al desinterés de los artistas que tomaron parte en esta batalla por la justicia: “esas cosas son solo posibles en esta CUBA; que unos artistas vengan y hagan estas canciones, la mayoría de las canciones que están aquí, de los discos que están aquí, ningún artista pidió nada por ello, ninguno vino incluso a reclamar pago por ello, ni a hacer algo comercial.”

Por su parte, al hacer uso de la palabra, Santiago R. Feliú, periodista de la Revista Tricontinental y ferviente activista de la causa de nuestros compañeros recientemente liberados, expresó que Nacieron… recoge cien canciones de autores de dieciséis países.

Describió la cancionística dedicada a los antiterroristas cubanos dividiéndola en tres grupos: el primero de ellos inicia con la musicalización por Polo Montañez del poema Regresaré, de Antonio Guerrero, para un cumpleaños de Tony en 1999, prosiguiendo con el primer libro de Vicente Lázaro García, uno de los quince volúmenes dedicados a los Cinco, también con poemas de Tony titulado Desde mi altura. Un segundo grupo comienza con El dulce abismo, contentivo de las canciones predilectas de nuestros compañeros “canciones que tenían vida propia pero que ellos asumieron como propias”, en ese caso se encuentra El Mayor, escrita en homenaje a Ignacio Agramonte; El Necio, también de la autoría de Silvio Rodríguez, dedicada al Comandante en Jefe; Créeme, del mismo autor y consagrada al Che, entre otras. El tercer y último grupo lo integran las canciones hechas para los Cinco por amigos solidarios de Cuba y de muchos otros países.

Al referirse al volúmen Para que sirve lo imposible, de Carlos Angulo, contentivo de poemas nunca musicalizados, refirió que el comandante Pablo Monsanto y la dirección del Partido Alternativa Nueva Alianza, Nueva Nación fue quien se lo solicitó al luchador y revolucionario venezolano, quien “un buen día arremetió con la pluma y dedicó este libro de poemas que es una belleza, chiquito pero una belleza”, dedicándolo a cinco hombres grandes, entre ellos Oscar López, y la peruana Maritza Garrido.

Expresó Feliú que “muchos de sus poemas son dignos de estar pintados en todas las calles y en todas las paredes de América Latina porque dicen muchas cosas, desde lo político puro hasta lo hermosamente poético y este libro (…) tiene mucho del Che Guevara, cuando decía: seamos realistas, hagamos lo imposible…”

Carlos Angulo, por su parte, declamó algunos de sus bellas poesías acompañado por la guitarra de IVEN.

Asimismo, se mostró el video clip Regresaré, con la voz del trovador cubano Vicente Feliú sobre el poema homónimo de Antonio Guerrero, contentivo de imágenes de la solidaridad de los 28 países latinoamericanos y caribeños. Igualmente, proyectó en premier el video clip Padre tras papel, del dúo venezolano SurCONCIENTE y Gerardo Alfonso, escrita para los Cinco con la participación especial de René González durante su reciente visita a Caracas, y el video clip El Necio, de Silvio Rodríguez, interpretado por él con nuestros héroes, el pasado 20 de diciembre.

En la actividad estuvieron presentes también Lourdes Cervantes, secretaria general de la OSPAAAL, el héroe de la República de Cuba René González, familiares de los Cinco, un nutrido grupo de pioneros y una representación de amigos de la solidaridad de Cuba y el mundo.

Anuncios

Acerca de Lic. Waldo Barrera Martínez

Licenciado en Historia en la Universidad de La Habana. Editor del blog Jóvenes por los 5. En Twitter: @waldo_cuba

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s